Tu familia anfitriona en tu pais del destino

Una buena familia anfitriona es una parte importante del éxito de un intercambio. Las familias anfitrionas están orgullosas de su país y están deseando enseñarte su país, su cultura y su forma de vida. Hay familias anfitrionas que ya han recibido un estudiante de intercambio, pero también familias que lo hacen por primera vez.

 

¿Existe la familia anfitriona ideal?

 ¡Por supuesto que existe! Si hablas con nuestros antiguos estudiantes, escucharás que existe, pero, por supuesto, es subjetivo. Tal vez sueñes con una familia con hermanos de aproximadamente la misma edad que van a la misma escuela. ¿O estás pensando en una familia sin hijos, pero con muchas mascotas? Nuestros socios harán todo lo posible para encontrar una familia adecuada para ti.

Lo más importante es que la familia anfitriona se adapte a ti, independientemente de su composición. La familia anfitriona ideal es aquella que te entienda y donde te sientas cómodo. El calor y la hospitalidad en su país abren la puerta a un segundo hogar.

¿Dónde viven las familias anfitrionas?

Esto depende mucho del destino que elijas. La mayoría de las familias anfitrionas viven en las afueras de la ciudad, pueblos pequeños o zonas rurales. Esto también es más divertido porque te conectarás más rápidamente con gente en una comunidad pequeña.

Las familias anfitrionas desean compartir su forma de vida contigo. En países más pequeños como Irlanda o Inglaterra, a menudo se encuentran familias cerca de las ciudades importantes. En los países más grandes, las grandes ciudades suelen estar a mucha distancia. Así que en los Estados Unidos, es muy poco probable que vas a vivir cerca de una gran ciudad. Algunos destinos te permiten indicar una región, un estado o una preferencia escolar. Entonces puedes elegir lo que más te convenga.

La actitud adecuada

Tu actitud hacia la familia anfitriona es la base importante del éxito de tu programa de intercambio. Para que la estancia con la familia sea un éxito, se espera de ti mucha receptividad, curiosidad y adaptabilidad. La familia no te tratará como a un invitado, sino que te acogerá como a un nuevo miembro de la familia.
A algunos estudiantes de intercambio les puede preocupar que la familia anfitriona no esté a la altura de sus expectativas, pero las familias también esperan, como es natural, que te adaptes a su modo de vida, que te sientas bien con ellos y que te lo pases increíblemente bien. Eso significa que ambas partes pueden tener reservas pero que al final se alegran todos. 

Motivación de la familia anfitriona

Las familias anfitrionas son voluntarias por razones idealistas. Están orgullosas de su propio país y les gustaría mostrar a los demás su propia forma de vida.
Esta es la razón por la que abren sus puertas y acogen a un estudiante de intercambio en sus vidas. En algunos países, como Nueva Zelanda, Canadá, Inglaterra y España, es habitual recibir una asignación económica.

 

Selección de la familia anfitriona

Las familias anfitrionas que deseen acoger a un estudiante también deben presentar una solicitud. Las familias rellenan formularios, reciben la visita de nuestros socios y se piden referencias. En algunos países, como Estados Unidos y Australia, es práctica común pedir pruebas de buena conducta a todos los miembros adultos de la familia.
Sólo una vez que la familia anfitriona ha superado este exhaustivo proceso de selección se le permite recibir a un estudiante de intercambio. Las familias están elegidos independientemente de su color de piel, religión o profesión.

¿Necesita ayuda con su familia anfitriona?

En caso de preguntas o problemas, tu primer punto de contacto es tu familia anfitriona o tu coordinador local. Ellos son quienes mejor conocen la familia, la escuela y el entorno, y están ahí para ayudarte.
Nuestra organización colaboradora también está ahí para ayudarte. Tienen contacto directo con into. Además, recibirás un número de emergencia 24 horas de nuestro socio al que podrás llamar en caso de emergencia.